Ir al contenido principal

De árboles y espíritus


Este año pasó con tanta rapidez que parece increíble ya estar a unos pocos días de la Navidad. Doce días. Menos de dos semanas. Y generalmente el momento llega antes de que yo pueda llevar a cabo lo que me haya propuesto. Pero este año, no. Este año, contra viento y marea, cumplí con muchas de las cosas que me propuse, así que no veo por qué debe cambiar eso ahora, justo en tiempos de espíritu alto.



Claro. En mi lugar en el mundo este año no hay mucho espíritu navideño, más bien hay espíritu bélico y el otro día, mientras leía en FB cómo amigos, conocidos y diversos contactos vibraban y resonaban con la tristeza, la rabia y por sobre todo, el odio, compartiendo imágenes y posteos negativos no sé con qué burda esperanza, me encontré pensando cómo me gustaría estar en un lugar donde el espíritu navideño sea sagrado, donde nada, absolutamente nada, logre bajar la buena voluntad, los buenos deseos para con el prójimo ni las tradiciones de estas fechas. Este año, en mi lugar, vi muy pocos arbolitos de Navidad, muy pocos pesebres, nadie me dijo, todavía, felices fiestas. Al contrario, hay gruñidos y malas caras donde quiera que vaya.

Mamá armó el arbolito en su casa y cuando me pidió que le sacara una foto me encontré diciéndole que estaba agotada, que no tenía ganas de ir a mi casa (al lado) a buscar la cámara. Y esa noche me quedé pensando: qué mala onda, ¿de dónde salió? Y, ¿de dónde va a salir? Por ósmosis, del clima general en el que termino inmersa si no me cuido. Tengo que ser un poco como Pancha y reírme de todo:



Entonces se me ocurrió que este año podría armar por primera vez un arbolito de Navidad en mi casa. Como para combatir tanto anti-espíritu, digamos. En verdad, lo que me propuse fue que nada, absolutamente nada, lograría bajar mi buena voluntad, mis buenos deseos para con el prójimo ni las tradiciones de esta fecha. El único inconveniente, más grande que el odio generalizado mismo, es Tuna.


 Sí: Tuna hará con mi arbolito de Navidad lo mismo que hizo con el potus, con el crotón, con las alegrías del hogar y con cuanta cosa verde y tiernita encuentra: masticación absoluta. Me pregunto si alguna vez podré tener un árbol de Navidad de esos enormes y llenos de cosas. No. La verdad es que de sólo pensar en armarlo me voy a dormir, y ni hablemos de la imagen de Tuna trepada y sacudiéndolo hasta terminar, ambos, en el piso.

Así que me puse a pensar en qué tipo de árbol podía llegar a tener en casa. Los de plástico, en las tiendas, están tan caros que ahí sí, espíritu Navideño menos diez. Pensé en repetir uno que hizo mamá una vez, invento de Tío Manuel, con cañas tacuara, pero si miran la foto, verán que más que árbol de Navidad es Disneyland para Tuna... Así que no, tampoco.



Recordé que el año pasado había tejido uno tamaño mini para colgar en el arbolito de mamá, éste:


Busqué patrones de árboles tejidos y los que más me gustaron fueron este y este. Al final, y luego de varios intentos no tan fallidos, quedaron así:




Ah, perdón, así: Ta-taaaaaaannnn!




Pero aquí no termina el viaje. No, no. 



Mientras comía unos corderitos que me hizo mamá (ponerle onda al día da sus frutos), cayó la luz eurekosa sobre mí y recordé los pinitos que compró mi hermano Luis. Recordé también el blog de Lucy, más exactamente este post. Así que se imaginarán que ya tengo árbol navideño bien Corita... Bueno, tengo, tengo, es un decir: tengo la idea. Ahora me toca traerla a la realidad. ¡Jo-Jo-Jo!

¡Y FELICES FIESTAS!

¡Este Papá Noel está conmigo desde mi primera Navidad, hace 32 años!



♥ ♥ ♥





Comentarios

  1. la verdad no armo hace años el arbolito pero el espíritu esta prendido, no tengo tele hace años....tengo a mi gordita de 5 m y medio y viene para estas fechas miranda la prima q mejor navidad y fin de año q este......besos manitas mágicas! car queti

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Car!!!♥ Que permanezca prendido el espíritu, primera Navidad de las gordis! Y no tengas tele! yo tampoco tengo! jajaja
      Felices fiestas a toda la familia♥
      Muáaa!

      Eliminar
  2. Aguante Pancha! yo tampoco tengo arbolito... desde q no esta mi papà no armamos el arbolito... y hoy pensaba si no tengo arbolito , donde corrrrrrrrrrrno va a poner TODOS mis regalos papà noel???? Ayudame a ver si se nos ocurre un arbol q resista gatos locos!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Aló, aló?

Entradas Populares

Mini Mandalas, el tutorial

¡Ehhh! ¿Cómo que otro? ¡Sí! ¡Otro tutorial, hermosas arañitas del crochet! Medio que me copé y nació solito. La gripe me pone productiva con los tutoriales. Será porque no tengo la fuerza suficiente como para tejer hasta con los codos y sí para sacar unas fotos entre té y té, subirlas y escribir. Sí, estoy inspirada con la escritura de nuevo, pero eso es para otro post.
Vamos ahora a lo que nos compete que son los ♥♥Mini Mandalas♥♥
 Primero habrán visto esta muestra dando vueltas en FB:


Ahí empezó todo. El día en que el Anillo Único mandala fue creado. Y no pude parar.

Los tejí al sol:

Luego los hice dobles:

Y al final los uní con hilo dorado y los colgué por todos lados para ver cómo lucían (perdonen la calidad de las fotos, pero era ya tarde y yo no sé esperar hasta el otro día para sacar la foto!):



Me hicieron muy feliz mis mandalitas y ayer, entre pañuelos, estornudos y tés, saqué las fotos y armé, sin meditarlo mucho, el tutorial. Ojalá se entienda y no sea un delirio de la fieb…

A tejer Grannys!

¡¡Hola, gente!! ¿Cómo están? Pasó un montón de tiempo y quizá algunos no se dieron cuenta porque me ven en Facebook o en Instagram, pero les digo a quienes sólo venían al blog para no encontrar nada nuevo: ¡¡El tiempo se esfumó como se esfuma el tiempo cuando tiene ganas!!
A decir verdad me costaba volver porque no sabía por dónde empezar... Si poner un patrón nuevo, si hablarles de lo que estuve haciendo este tiempo, o de lo que tengo ganas de hacer, o de lo que estoy haciendo en el presente, o hablar de series y películas que vi en este tiempo, de la operación de mi gaticompañera Tuna que tanto me asustó, de todo lo nuevo que aprendí este año... ¡Pf! Hay tantas cosas para contar, y no sabía por dónde empezar, en serio!
Y hoy que luego de muchas semanas me pude sentar a tejer sin prisa, sin apuro, por el simple hecho de tejerme algo lindo para mí, me dieron ganas de compartirlo con ustedes... Y como alguien me preguntó cómo unía los grannys, ¡me dieron ganas de hacer un tutorial par…

7 sogas para salir de cualquier pantano ^_^

El otro día escuché una historia......sobre un hombre que cae a un pozo y cuando ve que no puede salir empieza a pedir ayuda y socorro. 

Pasa un médico y se asoma:
—¿Qué le pasa?
—Me caí, venía distraído y no me di cuenta dónde pisaba. ¿Me puede ayudar?
—¡Claro! Yo lo ayudo —dice el médico, saca su libreta, anota unas cosas y tira la receta al pozo—. Tome esto. Si en treinta días sigue con los síntomas, me avisa y le escribo otra receta. 
Al rato pasa un terapeuta y al escuchar el pedido de auxilio, se asoma.
—¿Qué le pasa?
—¡Señor! Me caí al pozo y no sé cómo salir —dice el hombre, más asustado ahora porque se viene la noche y él ahí adentro—. ¿Me ayuda, por favor?
—Claro que sí. A ver —dice el terapeuta y se sienta al lado del pozo. Saca su cuaderno y empieza a preguntar—: Dígame, ¿qué se siente estar adentro de ese pozo? ¿Cómo es la relación con sus padres? ¿Y cree que está metido en este agujero porque está frustrado con algo en su vida?
Y así se ponen a conversar por cuarenta y cinco minu…